Bodegas Valdelacierva: LA CONSTRUCCIÓN DEL FUTURO

Emma Villajos, responsable enológica de Valdelacierva. / GRUPO HISPANO BODEGAS

Instructiva reunión de cata hace unos días para conocer Valdelacierva Grano a Grano 2015, último lanzamiento de la bodega homónima, apuesta riojana del grupo Hispano Bodegas comandado por Juan Rivero y presente también en Rueda y la Ribera del Duero. Como escenario, el exquisito espacio enológico y gastronómico La Vinoteca (Calle del Príncipe, 27. Tel. 914 20 04 78), propiedad de los anfitriones e inmejorablemente situado en el corazón del madrileño barrio de Las Letras.

El nuevo tinto, una edición limitada de algo más de 1.300 botellas y otras 200 en formato magnum, resume bien la filosofía que desea imprimir la propiedad a sus vinos tras diversos ensayos que se remontan a 2004. Procede de una única parcela del término municipal riojano-alavés de Baños de Ebro (de nombre ‘La Botija’), está elaborado con tempranillo 100 por 100 (de cepas con algo más de 35 años de edad media) y, como indica la etiqueta, los granos de uva son separados manualmente del raspón antes de pasar a fermentación y crianza durante 14 meses en bocoyes de roble francés de 500 l. Un buen ejemplo de lo que se conoce como enología de precisión.

Racimos de tempranillo a la espera del despalillado manual. / GHB

Lo firma la ingeniera agrónoma madrileña Emma Villajos, al frente del departamento técnico, quien expuso las nuevas líneas maestras del proyecto bodeguero. Un doble planteamiento en el que debe haber sitio para los vinos de placer inmediato, más orientados a quien se inicia en la bebida de Baco, pero también para elaboraciones que buscan la excelencia, con el sello de la singularidad del terruño y la sostenibilidad. Etiquetas, por decirlo de otra manera, con pasaporte para jugar la disputada champions del vino hispano contemporáneo

MUCHO QUE DECIR. Eso es precisamente Valdelacierva Grano a Grano 2015 (unos 38 €), protagonista del encuentro. Un vino de brillante ribete de color grana que es como un anticipo de una nariz viva y fragante (fina fruta roja y negra en sazón, fondos suavemente especiados, tenues ecos balsámicos), seguida de un paladar firme, de poderosa estructura, que parece pedir unos pocos meses más de botella para contar todo lo que tiene que decir, que no parece poca cosa.

No terminan aquí las novedades de esta casa radicada en Navarrete y que se nutre de algunas de las mejores parcelas de viñedo de la Rioja, situadas en los emblemáticos municipios de Briones, San Vicente de la Sonsierra, Yécora, el citado Baños de Ebro y Tudelilla. Elaborado a partir de garnachas de esta última localidad, reputadas desde siempre como las mejores de la Rioja, también pudimos catar en primicia absoluta el Valdelacierva Garnacha 2016, un tinto que aún duerme el sueño de la barrica y cuya salida al mercado está prevista para finales de este año. Aunque se trata de un vino en fase de construcción, nos interesó su perfil aromático de fruta negra (arándano, cassis, ciruela en licor) y anís estrellado, pero, sobre todo, un paladar lleno y fresco, poderoso centro de boca y notable acidez, al que nos atrevemos a pronosticar un gran futuro como vino de guarda.

Un proyecto vinícola que se reinventa tras una década de ensayos, un equipo humano tan motivado como atento a las distintas sensibilidades del gusto contemporáneo y unos vinos capaces de brillar con luz propia. Los buenos aficionados harían bien en seguirle la pista. 

Calatayud: GARNACHAS DE ALTURA

La Garnacha Olvidada de Aragón 2013, presente en una de las sesiones de cata del último Madrid Fusión, vino a confirmarnos que algo interesante está ocurriendo en el viñedo de Calatayud. Se trata de un tinto poderoso al tiempo que … Sigue leyendo

HOY COMEMOS CON JEREZ

“El Marco de Jerez no es un paisaje gastronómico muy distinto del que tenemos en Arriondas. La cercanía del mar y su despensa nos identifica con localidades como Sanlúcar y El Puerto. Resulta muy fácil armonizar nuestra cocina con sus … Sigue leyendo

“FIEBRE” GODELLO EN EL DUERO

El poder de seducción de la uva godello se extiende a toda velocidad entre las bodegas del país. La Ribera del Duero, patria de tintos oscuros y vigorosos, no es una excepción. Algunos elaboradores de renombre apuestan estos días por … Sigue leyendo

Nivarius Maturana Blanca 2015: POR FIN, UN VINO MINERAL

NIVARIUS MATURANA BLANCA 2015. BODEGA: NIVARIUS. TIPO: BLANCO CRIADO SOBRE LÍAS. ZONA: D.O.CA. RIOJA. UVAS: MATURANA BLANCA. PRECIO: 9 €. GASTRONOMÍA: BERBERECHOS AL VAPOR, LUBINA A LA SAL CON SALSA HOLANDESA. CALIFICACIÓN: 94/100

Tierra mojada, yeso húmedo, tiza… Uno nunca ha sido muy agudo a la hora de captar los matices minerales (ese término que tanto se repite en las descripciones de algunos críticos cuando no saben qué decir de un vino), pero en el maturana blanca que nos ocupa, a quien firma estas líneas le ha parecido apreciarlos sobresalir con nitidez de un complejo mosaico de aromas. Nivarius es una bodega que sólo vinifica uvas blancas. Podría hacer vinos de todos los colores, como tantas en la propia Rioja. Pero a sus propietarios, que a pocos metros de la anterior disponen de una segunda bodega de tintos, Proelio, les pareció conveniente en su día separar dos líneas de elaboración que, tecnológicamente hablando, tienen poco que ver entre sí. Nos gustó mucho el año pasado el Nivarius Tempranillo Blanco 2014 de su colección de monovarietales. Y nos gusta más, si cabe, este maturana blanca que ya pudimos catar hace unos cuantos meses mientras terminaba de afinarse sobre lías en los fudres de roble francés en los que había fermentado.

DE NIÑO A HOMBRE. Pasado el tiempo, lo que ha perdido en juventud y facilidad de trago, lo ha ganado con creces en sutileza y complejidad. El niño ha crecido y se ha hecho adulto. De la nariz nos cautiva esa impronta mineral de la que hablábamos al principio, pero también un deslumbrante abanico de registros frutales -melón, pera limonera, piña madura, piel de naranja- entrelazados con aromas de manantío y flor de azahar. Inmejorable antesala para una boca sedosa, fresca y llena, de gran amplitud y que se eterniza en un final al que vuelven los matices de la nariz. Seguirá ganando en la botella.

Y un aviso a navegantes: en este momento (28/03/2017) hay que descorchar la botella con al menos una hora de antelación, para que las piezas del vino terminen de encajarse. Si no hay tiempo, lo mejor es decantarlo en un recipiente de base ancha; incluso jarrearlo. Absténganse los amigos del placer báquico inmediato. O, mejor, que vayan a la tienda de chuches de la esquina. 

LAS NUEVAS “GUERRAS” DEL CAVA

En vísperas de la última Navidad Bodegas Torres lanzaba al mercado su primer espumoso elaborado en España. Su nombre, Vardon Kennett, es un homenaje al viticultor y comerciante de vinos inglés propietario a principios del s.XIX de la finca Santa … Sigue leyendo

Tardanza Blanco 2015: SEDUCTORA RAREZA

HOY DESCORCHAMOS...B

TARDANZA BLANCO 2015. BODEGA: VIBE. TIPO: BLANCO. ZONA: D.O. UTIEL-REQUENA. UVAS: TARDANA. PRECIO: 7 €. GASTRONOMÍA: NAVAJAS DE LAS CÍES SALTEADAS CON ESPÁRRAGOS DE MAR, CONGRIO EN SALSA VERDE. CALIFICACIÓN: 92/100

tardanza-blancoCatamos este vino en el IV Salón de Vinos de Utiel-Requena que se celebró hace dos o tres semanas en el madrileño hotel Miguel Ángel. Se trata de una cita anual en la que nos gusta seguir la evolución de los vinos de la zona, en particular los elaborados con la uva aborigen bobal, con la que las bodegas están obteniendo más que interesantes tintos cosecha tras cosecha. Por allí estaban los reputados Cerrogallina 2013, Bobos Finca Casa la Borracha 2013 (Bodegas Hispaono+Suizas, que también exponía su pinot noir Bassus 2014), Cueva de la Culpa 2012 (Bodegas Murviedro, con un 20 por ciento de merlot), Finca La Beata 2013 (Dominio de la Vega), Pasión Bobal 2014 (Sierra Norte) o Bobal de San Juan 2015 (Viticultores de San Juan Bautista Vansalgiacomo 1831), entre otros. Este año, sin embargo, el vino que más nos sorprendió no fue un tinto sino este blanco de la variedad minoritaria tardana, conocida también en la zona como planta nova, coma o tortozón. No son muchas las bodegas que han prestado atención a esta vinífera hasta la fecha. Recordamos un vino naranja de Bodegas Cueva –Tardana Orange– y algún otro de Sebirán. En el Tardanza Blanco que hoy comentamos nos pareció ver una variedad de uva de fuerte personalidad y notable potencial de calidad. El nombre le viene de su tardía maduración –con frecuencia es cosechada después de las variedades tintas– y también es cultivada como uva de mesa.

VINOS DE CARÁCTER. El tardana de Vibe, bodega familiar de la pedanía requenense de El Azagador (Valencia) –quizá alguien la recuerde como reencarnación de las desaparecidas Bodegas Torroja–, es una edición limitada de uvas cultivadas a más de 700 metros sobre el mar, en suelos ricos en arcilla. Condiciones idóneas para lograr vinos de carácter y sólida estructura. Esto es, precisamente, lo que nos sedujo de este blanco: un paladar tan fresco como firme y equilibrado, muy seco, de magnífica amplitud y tacto de seda, precedido de una nariz expresiva, con predominio de aromas de fruta fresca. Ojalá sea un primer paso para la recuperación de una casta que ha estado a punto de desaparecer. Mini_baco_invertido

Sierra de Segura: LOS HÉROES DEL OLIVAR

Viajar a la Sierra de Segura, en la provincia de Jaén, debería ser una asignatura obligada para quien quiera conocer de verdad el valor del aceite de oliva virgen extra. Nosotros tuvimos ocasión de volver a visitar este paisaje excepcional … Sigue leyendo

Revista Morrofino: PRENSA CORPORATIVA DE NUESTROS DÍAS

Acaba de publicarse el número cero de Morrofino, una cabecera que a alguien le podría sonar a nombre de chiringuito de la Costa Amalfitana, pero que es la revista corporativa de la Asociación de Restaurantes de Buena Mesa, presidida por … Sigue leyendo